112
El documEntal intEractivo uoc press
como un metagénero contenedor de formatos, discursos y experiencias
de usuario.
En síntesis, para situar el contexto en las coordenadas adecuadas,
podemos decir que durante la última década la infiltración de la red
internet en los medios masivos ha generado simultáneamente diver-
gencia y convergencia de las formas de los medios de comunicación.
Los llamados “antiguos medios” (old media) han dado forma y han sido
modelados, al mismo tiempo, por el nuevo medio digital interactivo, y
el documental no es una excepción. De hecho, una de nuestras prin-
cipales hipótesis apunta a la consideración de los textos de no ficción
como objetos especialmente adecuados para una línea de producción
de formatos de este tipo de nuevos documentales, ámbito que Bill
Nichols ha llamado la “lógica de la implicación114”.
2.1. Distinción entre documentales lineales y documentales interactivos
Como se ha sugerido en el apartado anterior, las propuestas hechas
en torno al género que aquí tratamos no suelen diferenciar entre el
documental audiovisual tradicional y el documental interactivo, ya que
consideran este segundo como una evolución natural del primero, del
mismo modo, por ejemplo, que la Web 1.0 se convirtió en la Web 2.0
de manera natural. Este criterio evolucionista nos parece insuficiente
para enmarcar y definir un género tan complejo y variado. En este
sentido, Peter Wintonick nos da algunas pistas iniciales, estableciendo
algunas diferencias conceptuales que analizaremos en este apartado
con profundidad:
“Docmedia take the complexities of conventional documentary and fuse
them to the best qualities of new media. The playing with time. The res-
ponsibility to audiences. The Documentary as Database. Interactivity. The
One to One and Many to Many. Real Truth, a million page-hits a second.
Webdocs are new informational art forms.”115
Como nuevas “formas informativas artísticas”, hay un conjunto
de nuevos elementos –juego, tiempo, audiencia, responsabilidad, inte-
114. B. Nichols, 2001, op. cit., pág. 29.
115. P. Wintonick, 2011, op. cit., pág. 8.